lunes, 25 de mayo de 2009

El plástico mata


Algunos datos sobre la CONTAMINACIÓN del MAR por PLÁSTICOS:

- Más de 6,4 millones de toneladas de plástico llegan cada año a las profundidades de los océanos.
- Más del 60% de la basura que llega al mar son plásticos.
- El Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente, puntualizaba que por kilómetro cuadrado se encontraban unas 13.000 partículas plásticas, bien flotando, bien en el fondo del mar.
- Las zonas cercanas a las costas de Francia, España e Italia son las más contaminadas del Planeta, en ellas se encuentran 1935 fragmentos por kilómetro cuadrado.
- Una de las especies más emblemáticas de los océanos, la tortuga boba, se encuentra en peligro de extinción, bien, pues nada menos que el 75% de las muertes de éstos ejemplares están provocadas por la ingestión de plásticos.
- Ropa, botellas, latas, comidas, cigarrillos, juguetes de plástico y accesorios para bañistas, que bien se olvidan o se dejan en la arena como basura, aguas residuales, desechos, basura, preservativos y jeringuillas, basura de los pescadores, sedales, redes, flejes, nasas, desperdicios de los buques, kilos y kilos de basuras que se arrojan al mar deliberadamente o accidentalmente...
- Según un estudio realizado por Greenpeace, la concentración de material plástico en las aguas alcanzó niveles inéditos en la historia.
- La primera víctima de los depósitos plásticos en el mar es la vida animal. Se calcula que 267 especies, principalmente pájaros y mamíferos marinos se comen los residuos plásticos o llevan el alimento a sus crías. Hace seis años, una ballena blanca fue hallada muerta en las costas de Normandía, Francia, con 800 kilos de desechos plásticos en el estómago.
- Una de las principales amenazas proviene de piezas casi invisibles, los llamados “pellets”, bolitas con medio centímetro de diámetro utilizados como materia prima en las industrias. Los “pellets” llegan a los océanos por medio de los barcos que los utilizan para limpiar sus tanques. Esas bolitas tienen una gran capacidad de absorción de contaminantes. Sólo una de ellas puede concentrar un millón de veces más contaminantes que el agua donde se depositan, envenenando la vida marina. Investigadores de la Universidad de Sao Paulo mostraron que en la costa del litoral brasileño, cada medio metro cúbico de arena de playa contiene 20.000 “pellets”.
- Apenas un cuatro por ciento de las regiones oceánicas en el mundo –localizado en los polos– ha sido inmune al destrozo de los hombres. Y nada menos que 40 por ciento de las regiones registran interferencia humana de alta o mediana intensidad.

Estos son extractos de informes emitidos ya hace años, datos terribles sobre el daño que estamos ocasionando a la vida marina, nuestra primera casa en la vida... Habrá que poner remedio pronto, o este planeta señores, se va al carajo.
Ultimamente hago pocas fotos de este tipo. Por un lado son tan repetitivas y tan desoladoras...
En ocasiones aparto la mirada.
Ojos que no ven...



¡Hoy he mirado y desde aquí, yo denuncio!



2 comentarios:

fernando dijo...

Sin duda es muy desolador la cantida de basura que nos rodea y eso estando en tierra firme donde podemos comprobar el poco cuidado que tenemos a pesar de que se ponen los medios para que la gente recoga y recicle en los contenedores apropiados los diferentes tipos de basuras; pero el mar es "mucho más práctico" todo lo que echamos, como ya no lo vemos parece que haya desaparecido...parece que no recordemos que gran cantidad de los alimentos nos vienen del mar se están contaminando con nuestro mal proceder. Sólo viendo las fotografias obtenidas en un tramo muy corto de costa mediterránea em pieza uno a darse cuenta y extrapolando al resto del mundo que contaminamos muy deprisa y cada vez con productos más tóxicos...aquí en EL MAR TAMBIÉN HAY CRISIS y casi irreversible.

Transi dijo...

No puedo evitar ser pesimista en este tema, porque lo veo en la orilla y alrededores, porque me lo cuentan los que bucean, los propios pescadores...Hay estudios formales de científicos, grupos ecologistas, etc, que avalan el desastre de la contaminación por plásticos, entre otros tipos de contaminación.
En fin, queda mucho por hacer, una nueva revolución en cuanto al consumo, los resíduos, etc.
Los gobiernos deben impulsar esta política, pero los ciudadanos hemos de concienciarnos , informarnos y sentir la necesidad de cambiar ciertos hábitos, forma de pensar...POR EL BIEN PROPIO!
A esta velocidad no llegaremos muy lejos, siento decirlo, la verdad.